miércoles, 19 de diciembre de 2007

Sentencia del 18/98


El presidente de Eusko Alkartasuna, Unai Ziarreta, considera que la sentencia del 18/98 hecha pública hoy en la Audiencia Nacional “viene a confirmar, por desgracia, todos nuestros temores, que ya expresamos cuando hace tres semanas conocimos las penas impuestas a los procesados”. En su opinión, el fallo judicial es “la confirmación de una aberración jurídica impulsada desde el comienzo por motivos e intereses puramente políticos”.

Esta sentencia es la culminación de toda una sarta de despropósitos e irregularidades que ya han sido denunciadas por observadores y juristas europeos y que en un Estado de Derecho normal habrían llevado a la declaración de nulidad de todo el proceso. La Audiencia Nacional, ha denunciado el presidente de EA, ha vulnerado un principio básico en Derecho, como es la obligación de individualizar las acusaciones y de basarlas en la comisión de hechos concretos. La sentencia dada a conocer hoy, por el contrario, es un relato novelado que da por buenas una serie de tesis policiales que no se sustentan en hechos concretos y llega, por tanto, a conclusiones que vienen motivadas por criterios políticos en vez de jurídicos. En palabras de Ziarreta, “la Justicia española se ha convertido en un instrumento para hacer política y, cuando sucede esto, la Justicia deja de ser Justicia y camina hacia su descrédito total y absoluto, algo que cada vez es más evidente en Euskal Herria”.

Frente a esta agresión a los principios más básicos de la Justicia, Eusko Alkartasuna participará mañana en el acto convocado en Bilbao por la Plataforma 18/98+ para expresar su solidaridad con las personas condenadas y reivindicar un sistema judicial vasco independiente y libre de ataduras políticas.