sábado, 2 de octubre de 2010

Miles de personas se manifiestan en Bilbao a favor de los derechos humanos y políticos


Los responsables de la manifestación contra la prohibición de marchas, a favor de los derechos humanos, civiles y políticos y de un escenario sin violencia han "invitado" a Adierazi EH a cerrar el acto con un discurso final, porque "injustamente" la Audiencia Nacional les prohibió manifestarse el pasado 11 de septiembre.

Los portavoces de Adierazi EH, la escritora Eider Rodríguez y el actor Ramón Agirre, han sido los responsables de la lectura de un discurso junto al Ayuntamiento de Bilbao en el que se ha defendido que la ciudadanía vasca ha tomado "la iniciativa para establecer ya y de forma definitiva un nuevo escenario de democracia y libertad plenas en Euskal Herria".

Además, han asegurado que Adierazi EH lleva varios meses "trabajando" con el objetivo de "involucrar a todas las partes implicadas en el respeto a un escenario de derechos, sin violencia, sin exclusiones, ni imposiciones en toda Euskal Herria".

En este sentido, han lamentado que "los resultados y pasos positivos" logrados en esta dirección han sido "respondidos y, paradójicamente, desde los diversos poderes del Estado, con el más completo bloqueo y cerrazón represiva".

"Estamos decididos, decididas a emplazar a los poderes del Estado y a todo aquel que ponga trabas a ese escenario hasta obligarles a respetar los derechos civiles y políticos de la ciudadanía vasca. Estamos dispuestos a poner en marcha una marea social imparable hasta que se establezcan los derechos básicos imprescindibles hoy para avanzar en ese nuevo escenario y hacerlo permanente", han añadido en su discurso.

Los portavoces de Adierazi EH han recordado que los derechos básicos que deben ser respetados hacen referencia a la "superación inmediata de toda situación de excepción o de violencia", así como la garantía del ejercicio de derechos civiles y políticos, también humanos, individuales y colectivos, entre los que se incluyen el derecho a a la vida y la libertad, el fin de la tortura o el "traslado de los presos a Euskal Herria", sin olvidar la "legalización inmediata de partidos" o la "desactivación de procesamientos, juicios y sentencias" correspondientes.

Además, han advertido de que "ningún gobierno, ningún poder del Estado, nadie puede arrogarse hoy la potestad de privar a la sociedad vasca de estos derechos básicos".

"CONVIVENCIA SIN VIOLENCIA"

Previamente a los dos representantes de Adierazi EH, ha intervenido el abogado Félix Cañada en nombre de los convocantes de la marcha, quien ha apostado por avanzar hacia una convivencia sin imposiciones y sin ninguna violencia en nuestro país".

De igual modo, ha destacado que estamos en "un momento importante para resistir y reaccionar contra la suspensión y recorte de libertades".

Posteriormente, ha explicado que invitaban a tomar la palabra a los portavoces de Adierazi EH, "a quienes injustamente les prohibieron manifestarse en dos ocasiones", para que hiciera llegar a la ciudadanía "su mensaje de paz, de fin de imposiciones y de violencias y de respeto a todos los derechos humanos, civiles y políticos".

La marcha ha contado con el apoyo de todas las formaciones políticas, sindicales y colectivos que el pasado fin de semana suscribieron el acuerdo de Gernika, entre los que se encontraban la izquierda abertzale, EA, Aralar, o centrales como LAB y, posteriormente, también se han sumado a esta convocatoria formaciones como PNV y EB, o el sindicato ELA. También se han adherido a la iniciativa colectivos como el Movimiento Pro Amnistia o la Asociación de familiares de presos, Etxerat, entre otros.

Durante su recorrido por las calles de la capital vizcaina se han coreado consignas en favor de la independencia y por el acercamiento y la amnistía de los presos.

La manifestación ha partido momentos antes de las cinco y diez de la tarde de la Plaza de la Casilla, encabezada por una pancarta con uno de los lemas en euskera de la manifestación, 'Sí a los derechos humanos, civiles y políticos'. Este lema, junto con los otros dos de la marcha, se leía en una segunda pancarta: 'No a la prohibición de manifestaciones' y 'Ninguna imposición, ninguna violencia' y "Sí a los derechos humanos, civiles y políticos".

La primera pancarta era portada por mujeres de diversos colectivos sociales que apoyaron la citada manifestación promovida por Adierazi EH para el día 11 de septiembre que fue prohibida por la Audiencia Nacional.

Precisamente, tras la prohibición de esa marcha y de la que se convocó posteriormente para el mismo día y la misma hora y que tampoco fue permitida, un grupo de once personas anunció el pasado día 21 la convocatoria de la manifestación de esta tarde.

Entre los convocantes, que aseguraron no ser miembros de la izquierda abertzale, se encuentran profesores de la UPV/EHU, abogados o miembros de Lokarri como Paul Rios o Maixus Rekalde, todos ellos presente en la marcha.

La manifestación también ha contado con la presencia de miembros del PNV como los presidentes del GBB y del BBB, los jeltzales Joseba Egibar y Andoni Ortuzar, este último abucheado en el momento en que llegaba a la cabeza de la manifestación. La presencia del PNV en la marcha también ha recibido las críticas del PP y del PSE que han acusado al partido jeltzale de manifestarse con los que "no condenan" la violencia y de "echar una mano a Batasuna".

También han estado presentes el secretario general de EA, Pello Urizar (EA), representantes de la izquierda abertzale como Rufi Etxebarria o Marian Beitialarrangoitia, el coordinador de EB, Mikel Arana, la representante de Aralar, Aintzane Ezenarro, el secretario general de ELA, Adolfo Muñoz, y la líder de LAB, Ainhoa Etxaide, entre otros.