domingo, 26 de abril de 2009

“Los Ayuntamientos vascos necesitan urgentemente una Ley Municipal”


El responsable del área institucional de la ejecutiva nacional de Eusko Alkartasuna, Rafael Larreina, ha señalado en Zumaia que "en la actual coyuntura de crisis económica y de descenso de la recaudación de las haciendas forales es más urgente que nunca la necesidad de una Ley Municipal que clarifique el ámbito competencial de los ayuntamientos y sobre todo garantice la financiación estable de los servicios que prestan a sus vecinos"

Estas declaraciones las ha realizado en el marco de una reunión de trabajo que alcaldes y concejales de los cuatro herrialdes de Hego Euskal Herria han mantenido en la casa de cultura de Zumaia para analizar la situación que está provocando en los ayuntamientos la disminución de la recaudación de las Haciendas Forales y el consiguiente recorte de las transferencias de fondos de las Diputaciones hacia los Ayuntamientos.

"Este recorte en los ingresos de los Ayuntamientos -ha continuado Larreina- se produce en momentos en que las consecuencias de la crisis económica originan una mayor demanda de servicios y prestaciones sociales en los ámbitos municipales que, con independencia del titular de la competencia, la ciudadanía reclama a los Ayuntamientos como instituciones más próximas. Por esta razón es urgente la aprobación y entrada en vigor de una Ley Municipal que clarifique y garantice la financiación estable de los servicios que está prestando los Ayuntamientos".

Para el responsable del área institucional de EA "mientras no exista una ley municipal que lo garantice, desde las Diputaciones y el Gobierno de Nafarroa se deben articular medidas que den estabilidad en el tiempo y garanticen la suficiencia de la financiación de las políticas sociales que desarrollan los ayuntamientos que si siempre son necesarias lo son aún más en épocas de crisis en las que hay que dar respuesta al derecho de la ciudadanía a una vida digna"

Finalmente Larreina ha demandado a EUDEL "un papel más activo en la defensa y apoyo a los Ayuntamientos en esta coyuntura, con el fin de lograr que se sitúen dentro del entramado institucional del País en pie de igualdad con el resto de las instituciones tanto a la hora del gasto como sobre todo a la hora del ingreso. Con este fin dentro de Eusko Alakrtasuna hemos creado una comisión formada por tres alcaldes de cada uno de los cuatro herrialdes para hacer un seguimiento de la situación e impulsar medidas desde los diferentes ámbitos institucionales que den respuesta a la difícil situación por la que están pasando los Ayuntamientos ante el recorte de ingresos y transferencias financieras desde las Diputaciones".